Estás aquí:--Ganaderia de Dolores Aguirre, bravura y trapio

Ganaderia de Dolores Aguirre, bravura y trapio

Doña Dolores Aguirre Ibarra, nació el 1935 en Berango  (Vizcaya) y falleció en abril de 2013 en su querida finca dehesa de Frías, en Constantina, en plena sierra norte de Sevilla, era propietaria del hierro de la UCTL que se anuncia a su nombre de encaste: conde de la corte – Atanasio, y sí para much@s aficionados taurinos (entre los cuales me incluyo) D.Victorino Martín Andrés es el mejor ganadero de la historia, la mejor ganadera de lidia es sin duda Doña Dolores Aguirre Ibarra.

Galeria de Fotos de los toros de esta temporada: http://torosdelidia.es/dolores-aguirre-toros-personalidad-galeria-fotos/

Estos son a grandes rasgos los datos fundamentales de Doña Dolores, pero su vida y su historia ganadera es mucho más intensa e interesante, yo diría que incluso dá para escribir un magnífico libro biográfico, pues Doña Dolores era una mujer culta, viajera y políglota (pues hablaba fluidamente hasta cinco idiomas: castellano, euskera, inglés, francés y alemán) compartió sus aficiones con su esposo D.Federico Lipperheide, banquero y reconocido gastrónomo y fué el, quien por su amistad con D.Antonio Ordóñez  Araujo, le encargó la compra de una finca para disfrutar del campo y la naturaleza y le facilitó esa espléndida finca dehesa de Frías (auténtica dehesa ibérica – mediterránea) pero el maestro de Ronda le comentó al matrimonio que había una ganadería brava de primera y encaste Atanasio en venta, no se lo pensaron dos veces, comprando dicha vacada que fundó D. Eustaquio Parrilla, siendo adquirida en 1946 por D.José Castellano, en 1963 pasa a Doña Pilar Fernández Cobaleda, que anuncia Campocerrado y la rehace con ganado de su padre D.Atanasio Fernández, ya en 1971 es adquirida por la condesa de Donadío que varía el hierro por el actual y amplia con un lote de hembras de Atanasio, es en 1977 cuando pasa a manos de Doña Dolores Aguirre que junto a su marido, acondicionaron  (con el gasto que conlleva) la dehesa de Frías, para albergar una ganadería de lidia.

La vacada tenía un alto grado de consanguinidad y Doña Dolores tuvo el privilegio de que el conde de la corte le ofreciese el semental de nombre Alí (aquí desvelaremos una anécdota poco conocida por los aficionados) este semental padreó poco tiempo, pues enfermó pronto, volviendo Doña Dolores a adquirir otro semental al conde de la corte, este segundo toro tenía por nombre Trotón que no le gustó nada a Doña Dolores, le comentó que quería cambiarle el nombre y su mayoral (el extraordinario D. Fernando Pizarro, el cual sigue cuarenta años después en su puesto, siendo otra pieza clave en la buena marcha de la ganadería) le aconsejó que buscara uno que empezará por la T para no perder la línea o reata, y fué rebautizado como Tamaris (en honor al famoso restaurante Los Tamarises de la localidad de Getxo) ; esta ganadería se ha llevado treinta y cinco años, en la cumbre, siendo una de las favoritas de la afición torista, paseándose por las principales plazas : Madrid, Bilbao, Arlés, Vic Fezensac, Ceret y por supuesto los San Fermines, donde es una de las preferidas de la afición Pamplonesa.

Dolores Aguirre creó un tipo de toro inconfundible, incluso dentro del encaste Atanasio, por su exigente comportamiento en el ruedo, sus imponentes dimensiones y desarrolladas cornamentas (aunque en los últimos tiempos, se tiende a hechuras más armónicas) toros con mucha caja, altos, de extremidades largas y desarrollado tercio delantero, el pelaje mayoritario es el negro con particularidades como el listón, mulato o chorreado y por supuesto los clásicos burracos, pero en los últimos tiempos han aparecido las capas castañas y coloradas  (hasta se vé algún melocotón) .
El fallecimiento de Doña Dolores en 2013 como es lógico se ha notado ha todos los niveles en la ganadería, María Lipperheide Aguirre, hija de D. Federico y Doña Dolores, se ha hecho cargo de la ganadería, contando con la inestimable ayuda del veterano y competente mayoral D.Fernando Pizarro (que está en la ganadería desde que esta se formó) .

Los aficionados esperamos y deseamos que el magnífico legado  de Doña Dolores Aguirre Ibarra, perdure mucho tiempo, pues ya está dentro de la mejor historia de la tauromaquia.

 

Por Rafael Falcon

Fotografia Mario Gomez

2018-04-07T17:03:36+00:00