Estás aquí:--Mucha Expectacion Poco Resultado

Mucha Expectacion Poco Resultado

Por Carolina Baquero

Fotografia Rodrigo Urrego

El cartel era de mucha expectación, pero no fue lo esperado en cuanto a resultados, pues los toreros no tuvieron mucha suerte en el apartado. Hay que resaltar la disposición de todos los diestros que hoy vistieron el traje de luces.

Se lidió un encierro muy bien presentado de la ganadería de Juan Bernardo Caicedo, con kilos, cara y variados pelajes; y un toro sobrero de Santa Barbara. El juego fue irregular en su mayoría.

Sebastián Castella tiene la virtud de atornillarse a la arena y aguantar hasta que los toros completen el muletazo, y precisamente eso es lo que hizo en su primer toro, porque aunque era encastado tenía poco recorrido. El ejemplar era supremamente atento pero con poco motor, además durante la lidia su mano derecha se fracturó y eso deslució el final de la actuación. Hay que resaltar la buena ejecución de los naturales ejecutados por el francés. Estocada trasera y tendida, y descabello. Saludo desde el tercio.

Debemos anotar que el matador Sebastián Castella manifestó su justo enojo porque le cambiaron los picadores de su cuadrilla y en el primer toro, salió un picador distinto al que se encontraba planillado.

Le cantó pronto la gallina al cuarto, tuvo Castella que iniciar en tablas, durante toda la lidia bajó la mano y puso la pañosa siempre en el hocico para evitar que huyera pero no fue posible, ante cualquier oportunidad el toro se iba a buscar tablas. La faena fue muy cortica y más de imponer autoridad que de lucimiento para el francés. Estocada en lo alto. Palmas.

José Arcila regresaba a su tierra y se le notó su preparación, ha madurado y logró presentar una faena ordenada y con tandas ligadas. El toro era bueno, encastado y exigía bastante, quizás faltó que toro y torero se compenetraran más y se sintiera mayor autoridad en la muleta. Pinchazo y estocada fulminante. Saludo desde el tercio y palmas al toro en el arrastre.

Muy seguro y bonito su despliegue de capote al segundo de su lote, Arcila es un torero que le gusta torear con clase y lo logró. La faena con la muleta empezó muy bien, yendo al ritmo del ejemplar que era muy pronto y caminador ; sin embargo la se vino a menos porque la muleta se vio muy trompicada y los muletazo la eran de trazo muy corto. El toro acudía a la muleta y tenía movilidad, motor y casta. Entró a matar dos veces sin muleta y se llevó dos fuertes volteretas, la primera fue pinchazo y la segunda media estocada muy caída; y descabello. Saludo desde el tercio.

Con los toros complicados se conocen los buenos toreros, y este fue el caso del peruano Andrés Roca Rey ante el primero de su lote, que hasta donde pudo mandó y sometió a un toro que en sus inicios con el capote parecía que iba a embestir pero luego se acabó en la pañosa y buscó pronto el abrigo de las tablas. Roca tuvo que encunarse para que a esa distancia el toro pasara. Mató entablerado con estocada un poco trasera. Palmas.

Imponente en su presentación era el sexto de la tarde, que le correspondía a Andrés Roca Rey; lamentablemente muy pronto mostró su desatención, como que el cuento no era con él. Fue cambiado después de huir del castigo del caballo de contra querencia, no había motivo de cambio según reglamento porque el toro no se malogró. El público protestó al picador de querencia que a pesar que el presidente ya había sacado la bandera verde, lo picó sin contemplación.

Salió el sobrero y se estrelló contra las tablas de fea forma, al principio se creyó que no tenía el ojo derecho, y ordenaron el cambio, sin embargo luego abrió el ojo y parece que le costaba mantenerlo abierto a consecuencia del golpe porque tenía la zona ocular inflamada.

Se cambió por el sobrero de la ganadería de Santa Bárbara. El toro le faltaba mucha clase para embestir, llevaba la cara arriba y pegaba derrotes. En cada muletazo Andrés tenía que perderle pasos para no verse cogido y ampliar muy bien el brazo, le respetó sus tiempos, lo llevó por abajo y eso hizo que pudiera ligar las tandas, que fueron tomando cuerpo y temple. A pesar de las condiciones del toro, el diestro lo hizo todo y hasta logró conectar para emocionar a los tendidos, todo a costa de exponer su integridad física entre las dos astas. Estocada tendida y trasera. Oreja.

Reseña: Toros de Juan Bernardo Caicedo de buena presentación y juego irregular. Sebastián Castella Saludo desde el tercio y Palmas, José Arcila Saludo desde el tercio y saludo desde el tercio. Andrés Roca Rey Palmas y oreja.
2018-01-13T11:37:30+00:00