La trastienda de la tauromaquia ostenta cierta fama de mundillo oscuro, opaco, alejado de las convenciones y modos sociales habituales. Sin embargo, nadie podrá discutir jamás, su falta de solidaridad y empatía para con los desfavorecidos en momentos puntuales, cuando más se necesita el apoyo social.

El mundo taurino nunca baja la guardia en estos menesteres; y si en tiempos denominados “normales”, tanto toreros, ganaderos, subalternos y empresarios están siempre disponibles al quite, para intentar paliar en lo posible, cualquier contingencia; ahora, en plena crisis de la gripe china o Covid 19, no lo van a ser menos.

Tiempo habrá para celebrar festivales u otros eventos taurinos, que a buen seguro servirán para intentar remediar a gentes que padecieron la trágica y perversa infección maligna, a los familiares de éstos, que son sufridores de un drama gigantesco y que además ni siquiera tuvieron el respaldo gubernamental.

A unos empresarios murcianos se les ocurrió una idea que marca a fuego la piel de las embestidas inciertas de este mal del siglo XXI: decidieron ceder los respiradores de las enfermerías de sus plazas. Y realmente, el detalle tiene su valor en oro, ya que estos elementos quirúrgicos están siendo determinantes a la hora de salvar vidas a muchas de estas víctimas. Sabemos que sin ellos, están muriendo miles de personas.

Ángel Bernal, empresario y propietario de la plaza de toros de Murcia cedió tres respiradores de “La Condomina”, y también un cuarto aparato de la plaza de Abarán, que también regenta. A esta espléndida iniciativa, también se han sumado los propietarios de “La Deseada”, plaza de toros de Cieza, Carlos y Eduardo López, cediendo sus equipos; y por último, Joaquín Caballero, propietario de “La Caverina”, plaza de toros de Calasparra. Aparte, han donado todo el material sanitario de sus respectivas enfermerías. El doctor Ricardo Robles, del hospital Virgen de la Arrixaca ha sido elemento fundamental en esta decisión generosa por parte de estos empresarios, cuyo material irá precisamente a este centro sanitario de Murcia.

Giovanni Tortosa