La vida te da sorpresas… sorpresas te da la vida. Así me quedé ayer por la noche cuando vi el cartel de las fiestas de mí pueblo, Villalpando provincia Zamora.

En verano abundan los pájaros, se ven a tropel, al igual que ciertos empresarios taurinos. En este caso, Emilio de Frutos que se ha propuesto hacer el agosto en mí pueblo. Viva la anarquía.

Al parecer en mí pueblo lo de analizar las ofertas por su cuantía económica no vale. Es como el cuento de los tres cerditos. Al final, lo más caro. Una oferta, atractiva y con 3 festejos que no pasaba de 9000 euros fue echada para atrás. Otra novillada picada que no sobrepasaba los 12000 euros no fue ni tomada en cuenta. Y la tercera que está por encima de 20000 mil euros y muy cerca de 30000 euros ha sido la ganadora. Como se nota el enchufe, como se nota la poca vergüenza. Alguno hace el agosto… y nunca mejor dicho.

Que poca vergüenza, que “desfachatez”… sinceros ni aunque mueran… que buen ayuntamiento nos ha tocado otra vez.

Que vivan las alianzas, que viva el PP… que al final gracias al Psoe mandan otra vez. Quien lo iba a decir, cuando te quedas sin San Roque te tienes que comer una novillada que para alguno vale oro.

Sinceramente en mi pueblo esa novillada… esa clase práctica pinta lo mismo que un ateo en una iglesia. Encima para mas Inri con 4 ganaderías en el mismo pueblo… no cuentan con ninguna.  Váyan a comprar un poco de conocimiento, de sensibilidad y de arte… porque hay chuflas, chuflones y frutos.

La cacicada ilegal de un ayuntamiento que le falta responsabilidad, respeto y sobre todo cultura taurina. Que vivan los primos, cuñados y … San Roque.