Estás aquí:--ROCA REY, profeta en su tierra.

ROCA REY, profeta en su tierra.

Casi lleno en la quinta de la Feria de los Milagros. Roca Rey manda, Serna se confirma y Manzanares reaparece

Se daba inicio al quinto festejo de la Feria del Señor de los Milagros que hoy llegaba a su fin con un gran ambiente y un casi lleno en los tendidos.
EL CONFIRMANTE.
Rafa Serna, con el negro de la Ventana del Puerto, toro con el que confirmaba la alternativa inició dispuesto con ánimo de agradar a la afición limeña. Desde los primeros lances, el toro, que fue algo protestado por su justo trapío, fue bien llevado por el torero quién después de un bonito recibo por verónicas, hizo un quite por chicuelinas de buena factura. En la muleta, el toro era pronto y le permitió gustarse con derechazos templados y con compás, lamentablemente el toro no llegaba a terminar las series impidiendo la ligazón que tanto emociona. Con la zurda, Serna, no logró acoplarse con el burel y tras pases sueltos de buena nota, regresó a la mano diestra para sacar lo poquito que tenía un toro de buena embestida y prontitud. Tras un mete y saca y descabello todo quedó en palmas.

LA REAPARICIÓN
Llegaba uno de los diestros más consentidos por la afición limeña. El alicantino, que reaparece después de su operación, tuvo la mala suerte de chocarse con un toro protestado por la afición que obligó al juez a cambiarle.
Salía el sobrero del hierro nacional del Olivar, un toro muy justo de cara para Acho. José María recibió a su oponente con un ramillete de verónicas con su sello de la clase y calidad.
Ya con la muleta, supo consentir al toro para sacarle muletazos templados y con empaque en tandas cortas que supo agradecer el aficionado de Lima. Con la mano izquierda, fue difícil instrumentar tandas completas pero logró sacarle lo poco que tenía a su oponente.
Una estocada desprendida y contraria de efecto fulminante fue premiada con una oreja.

AQUÍ MANDO YO
Andrés Roca Rey llegó con su consigna habitual, jugarse la vida por el toro y la afición que lo espera. Hoy no era un día cualquiera para la primera figura del Perú, pues salió a demostrar que él es el gallo que manda en el Perú. Decidido fue a porta gayola, recibiendo al toro con un larga para luego dejar unas verónicas de mucho gusto. El colorado de García Jiménez apenas fue picado. André protagonizó un quite por gaoneras que emularon al gran quite realizado en Zaragoza y que terminó por hipnotizar al público del coso del Rimac. En la muleta, un inicio de faena vibrante con pases cambiados de rodillas y con un natural largo y con la barbilla encajada que terminó con un pase del desdén mirando al tendido, hicieron que el público se rindiera ante el peruano. Andrés Roca Rey instrumentó tandas ligadas con hondura por el derecho, rematándolas con los de pecho del sello Roca Rey. Por el izquierdo, muletazos largos y con compás fueron jaleados por la afición. Con una estocada en buen sitio y la rápida caída del de García Jiménez  propició que el público pidiera dos orejas que fueron concedidas por el juez. Con esta faena, Roca Rey confirma la gran mejora de su técnica y sus más que buenas maneras con el toreo fundamental.

CASI SIN TORO
Salió por chiqueros el cuarto de la tarde, del hierro titular que en los primeros tercios mostró su justa de fuerza. Con la muleta, el toro tenía calidad pero no podía sostener una tanda sin perder las manos, esto fue superado gracias a los mimos con la muleta del alicantino logrando ligar un par de tandas cortas pero con mucha estética. La afición limeña supo esperar a Manzanares que pese a la condición sosita del toro, no desesperó, hasta ver lo poquito que tenía el cuarto. Tras la estocada el torero salió a saludar desde el terció.

SIGO SIENDO EL REY
Después de su emocionante faena al tercer toro de la tarde, Roca Rey salió a asegurarse el triunfo gordo del festejo y por qué no, el de la feria. Con un toro de la Ventana del Puerto que estuvo al igual que el resto del encierro muy justito de presentación y cara, Roca Rey recibió a su oponente con un buen saludo capotero. En la muleta, el toro tenía el defecto de la falta de recorrido que se asentó mucho más luego de las dos primeras tandas por el derecho que fueron coreadas por el respetable y que hicieron que la banda de Acho acompañe la faena con una salerosa marinera. De ahí en adelante, Andrés tuvo que sacar sus recursos de valor y toreo por cercanías y con pases sueltos al  casi parado toro de laVentana, pases cambiados por la espalda y un desplante torero luego del intento de luquesinas que no prosperó por la manifiesta falta de recorrido del toro. Pinchazo y estocada algo desprendida hicieron que el público pidiera la oreja que el juez no concedió. Vuelta al ruedo para Andrés que sigue siendo el Rey de Acho, de Lima y del Perú.

EL CIERRA FERIA
Rafa Serna no quería quedarse atrás y salió muy dispuesto ante el sexto de la tarde, el español supo instrumentar series por el derecho ligados y templados, los mismo que al inicio parecían no importarle a la afición limeña. El diestro no desánimo y supo meter al tendido en su faena que no tuvo otra opción que corear los olés de sus tandas por ambas manos. Una estocada en buen sitio hizo que el público pidiera la oreja que fue otorgada por el juez. Con esto Rafa salda con nota aprobatoria su inclusión discutida en la feria y su acuartelamiento en uno de los carteles mas importantes.

LOS DE PLATA
Una mención más que justa es la que se merecen Denis Castillo y Ronald Sanchez que protagonizaron uno de los mejores tercios de banderillas vistos en la presente feria. Siendo obligados a saludar desde el tercio.
También con buen nivel tenemos que mencionar a Alonso Mamani y a David Zorrilla que ejecutaron la suerte con mucha verdad.
Así se bajó el telón de una feria con muchos matices y muy discutida por la afición que supo responder de gran manera a los carteles cumbres que se presentaron. Esperemos que el siguiente año la afición y la empresa nuevamente vayan de la mano por el bien de la fiesta en Lima.

Ficha del festejo.
Quinta de la feria del Señor de Los Milagros. Toros de Garcia Jiménez , remendados con dos de la Ventana del Puerto, casi lleno.
José María Manzanares – oreja y ovación
Andrés Roca Rey – dos orejas y vuelta.
Rafa Serna – palmas y oreja.
Se desmonteraron Denis Castillo y Ronald Sanchez.

Por William Ballena

2017-12-04T16:27:52+00:00